viernes, 24 de febrero de 2012

Pídeme más


En un precioso palacete cerca de Derio, con impresionantes vistas sobre la pista de aterrizaje del aeropuerto de Loiu-Bilbao, esta semana, he podido disfrutar de una animada charla con Alfredo, un amigo, profesor de un colegio en San Sebastián.

Hablamos de muchas cosas pero entre otras de lo importante que es para los niños tener maestros que les exijan más y más por llegar a ser mejores. El reto de devolver la excelencia y el valor del esfuerzo a nuestros modelos educativos comienza a ser urgente.

Cuentan en un libro de viajes del siglo XIX que un viajero inglés tomó un barco para cruzar desde Ouanzhou, en la China continental hasta la isla de Taiwan. El barco carguero disponía, a ambos lados de la cubierta, de varias decenas de hileras de remeros que impulsaban la nave.

Una vez soltadas las amarras, un sujeto de aspecto occidental y vestido de uniforme se colocó en la popa, junto al timón y, marcando con un tambor el ritmo de remo, azotaba con un látigo a aquellos remeros que no ponían todo de su parte en la operación.

El inglés se escandalizó de que el dueño del barco llevara a latigazos a los remeros. Pero se escandalizó todavía más cuando se enteró que los dueños del barco eran los remeros, y que al capitán lo habían contratado entre todos para que vigilara que todos trabajaban dando el máximo.

Y es que tenemos que ser capaces de entender que en nuestro desarrollo como personas y profesionales, para que seamos quienes debemos ser, tenemos que exigirnos. Y esa exigencia es un problema nuestro, no de quienes nos forman (padres, profesores, jefes…). Es nuestra responsabilidad pedirles a quienes nos forman, que nos exijan más. Y más.

7 comentarios:

perezventana dijo...

Eso hemos hecho los españolitos durante los últimos ocho años: elegir voluntariamente a un sujeto vestido de uniforme para que nos flagelara.
Interesante su reflexión, Sr. Andreu. Como es costumbre en esta bendita casa.

Anónimo dijo...

Don Carlos, paso a dar mi opinión sobre la autoexigencia, sobre todo en los niños y lo hago con el mayor respeto y como maestra que soy por mucho tiempo.
La palabra ESTRÉS generalmente está relacionada a los adultos, pero los niños también pueden ser víctima de él. Los niños pueden manifestar síntomas de estrés a partir de los 6 años cuando ingresan al colegio debido a que no logran adaptarse a este gran cambio en sus vidas.
El primer cambio de entorno que afronta un niño sucede al ingresar al jardín de infancia, este cambio no es muy radical por lo que son pocos los preescolares que sufren de estrés; luego al ingresar al colegio el cambio es mayor, las clases ya no son tan personalizadas, se tiene mayores responsabilidades, los padres esperan mucho más de sus hijos o son ellos mismos los que se AUTO EXIGEN, entre otras cosas.
Muchos niños no pueden adaptarse y comienzan a generar estrés viéndose reflejado en su comportamiento y también en su bajo rendimiento escolar, por lo que muchos padres optan por actividades extracurriculares de refuerzo (clases de matemática, inglés, lenguaje, etc) que generan mayor presión en el niño e iniciando un círculo vicioso.
Saludos.

Carlos Andreu dijo...

Hola amiga anónima.

Supongo que como en todo, "en el punto medio, está la virtud". Aún así es cierto que durante un tiempo a los niños quizá se les ha exigido demasiado en cosas que no tendrían por qué (sólo hay que ver a algunos padres los sábados por la mañana en los polideportivos de los colegios).

Pero quizá en algunas cosas importantes (valores, virtudes...) nos hemos quedado cortos... Y sobre eso, en las escuelas no se examina en los coles. Pero estoy de acuerdo contigo.

Como leo que eres maestra, te copio esta entrevista de La Contra de La Vanguardia de la semana pasada. A mí me ha gustado. A ver qué opinas tú "desde las aulas":

Inger Enkvist, hispanista, ensayista y pedagoga. Tengo 64 años. Nací y vivo en Suecia, en la ciudad universitaria de Lund, donde soy catedrática de español. Soy asesora del Ministerio de Educación sueco. Estoy casada, tengo dos hijos y cinco nietos. La educación debería estar por encima de la política de partido. Soy cristiana.

Fue profesora de ESO y de bachillerato, ha enseñado inglés, francés y español y llegó a la conclusión de que lo que proponían la mayoría de gobiernos en educación no cuadraba con lo que funcionaba en el aula, así que se especializó en pedagogía. Es asesora de educación del Gobierno sueco. Sus estudios se basan en el análisis de políticas educativas mundiales y la comparación entre ellas. Critica "la nueva pedagogía" y aboga por el esfuerzo del alumno y porque el aprendizaje de contenidos, en especial la lengua, ocupen un papel central. Ha venido a Barcelona invitada por Fundació Educativa La Trama y ha presentado La buena y la mala educación, ejemplos internacionales (editorial Encuentro).

¿Cuál es el problema?
Occidente ha creído que la educación era un bien ya conquistado y han dejado de exigir esfuerzo a los alumnos. Se da por supuesto que todos se esfuerzan y no se piden resultados. Así hemos llegado a la escuela comprensiva y a la intocable autonomía del alumno.

Angelismo escolar.
Sí, buenismo escolar donde la palabra clave es inclusión, pero no por el conocimiento y el esfuerzo sino porque sí. Si entre un grupo de chicos de 15 años hay muchos con un conocimiento equivalente al de los niños de 9, no hay método que pueda ponerlos al día y se rompe la famosa convivencia.

Carlos Andreu dijo...

¿Entonces?
Para que haya inclusión todo el mundo tiene que aceptar hacer su trabajo. Si anteponemos la convivencia al aprendizaje se hunde todo. Poniendo el acento en el aprendizaje mejora la convivencia, está comprobado.

¿Algún ejemplo que seguir?
Los que logran mejores resultados son los finlandeses con un estilo de escuela tradicional, la que había aquí hace medio siglo.

¿Cómo lo hacen los finlandeses?
Preparando muy bien a los niños en primaria, estableciendo buenas costumbres de trabajo, con apoyo inmediato al alumno que lo necesita para que no acumule retraso. Es imprescindible asegurarse de que entran en el bachillerato con unas bases bien asentadas, porque a partir de ahí, si los alumnos se perciben como malos alumnos, la repetición no suele dar buen resultado.

¿Qué hacer con los niños que van atrasados en primaria?
Dejarles claro que no pasaran de curso si no se saben las materias y volver a los controles. Refuerzo real en la escuela, y organizar una escuela de verano obligatoria para los que van atrasados. Parece duro, pero lo peor es sentirse excluido intelectualmente, no entender lo que dicen los otros.

¿No nos iremos al otro extremo?
Si no llegan al segundo ciclo sabiendo leer de manera fluida y no tienen un conocimiento del mundo, están completamente perdidos en el entorno educativo, en su mundo privado, y lo estarán en el laboral.

¿No exagera?
Se sorprendería, para muchos adolescentes un documental sobre la Guerra Mundial es una película de tiros. Su mundo es muy reducido: programación infantil, entretenimiento, películas de acción y videojuegos; el resultado es que son completamente ignorantes de todo lo que está fuera de su barrio.

¿Sin lectura no hay comprensión?
Hay pedagogos que han trabajado con los alumnos utilizando el telediario y no les ha funcionado: no entienden las palabras abstractas, ni los adverbios ni las conjunciones. Si no conocen la geografía no saben dónde ubicar la noticia, y desconocen a los protagonistas políticos.

Entiendo.
Les habría ido mejor si en primaria les hubieran dicho: "No puedes pasar de curso si no sabes esto", porque es más fácil que lo acepte un niño de 6 años que uno de 16.

Lengua y matemáticas.
Sin un lenguaje bien estructurado no puedes avanzar. Las palabras son tu instrumento de trabajo, si no lees no consigues dominarlo y entiendes menos de lo que ves y de lo que oyes. El gusto por la lectura es uno de los índices más claros de éxito académico, muy por encima del nivel sociocultural.
.

Carlos Andreu dijo...

Están ocho horas en el colegio, ¿no es suficiente tiempo de estudio?
Los finlandeses están 5 horas en el colegio y no tienen demasiados deberes, en casa se dedican a leer. Se trata de calidad en la enseñanza y del aprendizaje dentro del aula.

¿Qué opina de la inmersión lingüística?
Que la educación no debería de ser una cuestión política. Catalunya debería permitir a la familia elegir entre el castellano y el catalán como lengua vehicular si lo que queremos priorizar es el dominio del lenguaje.

Cuénteme.
Lo más importante es que los niños tengan vocabulario y conocimientos, y para eso escuela y padres deben estar de acuerdo y fortalecer la lengua materna, así es más fácil aprender el otro idioma, pero como materia. En mi país se dan tres clases por semana en sueco y todo el mundo habla sueco. La lengua es un instrumento, no una meta.

Entiendo.
Entre mi universidad y la catalana había un acuerdo de intercambio de estudiantes, pero no quieren venir por la cuestión del idioma, ellos han estudiado español y quieren perfeccionarlo. Si una sociedad se cierra está quitándoles oportunidades a sus jóvenes.

Los presupuestos destinados a la educación adelgazan.
En Occidente se invierte mucho más dinero en educación que en los países asiáticos y ellos obtienen mejores resultados. Se trata del tipo de educación en el que se invierte. Hay que atraer a buenos profesores, pagarles bien, y recuperar su autoridad.

¿De dónde los sacamos?
En Singapur o en Finlandia a los profesores de preescolar se les exige una nota de corte muy alta, y todos tienen un máster. Los padres saben que están muy preparados y los alumnos saben que ser profesor es muy difícil y que los suyos están entre los mejores del mundo. Hay que entrar en ese círculo beneficioso como sea. En la docencia lo más importante es la persona. De un buen profesor no te olvidas jamás

Anónimo dijo...

Don Carlos, como es extenso su fundamentación. Lo único que puedo rescatar y estoy totalmente de acuerdo en que aquí el problema no son los alumnos, independiente de los ritmos de aprendizaje de cada uno de ellos, eso ud. debe saberlo, no todos los alumnos aprenden al mismos ritmo, como también no todos aprenden con las mismas metodologías de enseñanza. creo que en eso estamos más que claros.
Aquí, el problema es de padres y maestros. Padres que no se comprometen con la Educación de sus hijos y maestros que no tienen VOCACIÓN y esa es una realidad. Por eso, al menos en mi país somos evaluados cada 4 años. Hay muy malos maestros, como malos padres.
Lo que me queda muy claro es que todos los alumnos aprenden y todos tienen derecho a la Educación. Existen muchas metodologías para diferentes tipos de alumnos. En cuanto a las investigaciones y estudios, mmmm, como se dice en mi país otra cosa es con guitarra. Para mí lo fundamental es la adquisición de valores en los niños, darles mucho amor, los niños perciben cuando un maestro los quiere y van felices a la escuela y se crea un ambiente especial entre maestro-alumno. Y por supuesto que irán al colegio a aprender. Y las asignaturas serán adquiridas como un juego y no como una imposición. Lo importante es ver niños felices y de adultos hombres y mujeres de bien.

Saludos.
Saludos.

maria rodriguez dijo...

CARLOS ,ESTOY DE ACUERDO EN TODO LO QUE DICES SOBRE LA EDUCACION,YO ESTUDIE EN EL EXTRANJERO,EN UNO DE LOS LLAMADOS PAISES DEL TERCER MUNDO(URUGUAY)ESTE PAIS HACE 30 AÑOS TENIA EL INDICE DE ANALFABETISMO CASI EN EL 0%,LA ENSEÑANZA ES LAICA,GRATUITA Y OBLIGATORIA,LOS MAESTROS NO SON UNOS PRIVILEGIADOS,GANAN SUELDOS MEDIOS Y SON MAESTROS PORQUE TIENEN VOCACION,NO POR SACRSE UNA OPOSICION PARA TENER UN EMPLEO FIJO DE POR VIDA.
RESPETAN A LOS ALUMNOS Y RESPETAN A LOS PADRES.
EL NIVEL EDUCATIVO ERA MUY ALTO,A LOS 14 AÑOS TE HACIAN EXAMENES DE APTITUD Y SICOLOGICOS PARA ORIENTARTE EN LOS ESTUDIOS.
LAMENTABLEMENTE MIS HIJIS SE HAN EDUCADO EN ESPAÑA,TIENE 13 Y 17 AÑOS Y TENGO QUE CONSENTIR DE REUNIRME CON UN TUTOR QUE ME ATIENDE EN PANTALON CORTO Y CHANCLAS,QUE NO TENGA DERECHO A REVISAR EL EXAMNE DE MI HIJA ,PORQUE NO SE VALENCIANO Y LOS AVISOS TE LOS PONEN EN VALENCIANO.
TENGO QUE CONSENTIR QUE UN PROFESOR NO TENGA NI IDEA DEL LUGAR DE NACIMEINTO DE MI HIJO Y LO TRATE DE SUDAMERICANO ,CUANDO EL MISMO NACIO EN ASTURIAS Y SE CRIO EN VALENCIA,HABLA EL VALENCIANO MEJOR QUE UN NATIVO,Y QUE SU TUTOR ME DIGA QUE LOS PROFESORES TIENEN Y UN PROFUNDO CONOCIMIENTO DE LA PROBLEMATICA DE LOS ALUMNOS.
LAS COMPAÑERAS DE MI HIJA DE 13 AÑOS LLEVAN LOS CIGARRILOS Y LOS PORROS AL INSTITUTO Y NADIE LES CONTROLA,Y A MI HIJA LE VEN SACR SU MOVIL EN EL PASILLO PARA AVISARME QUE ESTAB MALA Y VAN Y SE LO QUITAN,Y NO ME AVISAN...
LO UNICO QUE LAMENTO ES NOTENER DIENRO PARA DARLES UNA EDUCACION EN CONDICIONES,PORQUE ESA ES LA
HERENCIA QUE ME DEJARON MIS PADRES.
¿QUE HERENCIA LE DEJARE A MIS HIJOS?
GRACIAS CARLOS POR TUS COMENTARIOS.
MARIA ELENA RODRIGUEZ